Espígol, Lavanda i Lavandí

agost 3, 2015 Publicat per Deixa un comentari

Por gentileza de Arnau Montserrat Vilaseca, tallerista de huertos urbanos y remedios naturales, os ofrecemos este interesante artículo sobre las Lavandas…

Espliego, Lavanda y Lavandín son tres especies distintas con propiedades propias a cada uno de los aceites esenciales.

¿Como diferenciarlos?

 

Lavanda

El Espliego (lavandula spica o lavandula latifolia) es bien conocido en España donde crece en abundancia desde 0 metros hasta 600 metros de altitud. Florece de Junio a Agosto.

La lavanda fina (lavandula officinalis) es cultivada en el sur de Francia donde existe una gran tradición. Crece a partir de los 800 metros de altitud y florece de Abril a Mayo.

El lavandín (lavandula hybrida) es una planta híbrida, es decir, un cruce natural entre el espliego y la lavanda. Crece desde los 0 metros hasta los 800 metros de altitud, florece de Julio a Agosto.

Si tenemos la oportunidad de oler los aceites esenciales de cada una de estas plantas notaremos grandes diferencias. En el aceite esencial de espliego y en el de lavandín se nota claramente el alcanfor, ambos aceites esenciales desprenden un fuerte olor. En cambio el de lavanda es mucho más suave y discreto.

Muchas veces pensamos estar en presencia de lavandas, cuando en realidad lo que tenemos delante es espliego, sobretodo aquí en España. En Francia, es el lavandín el que más abunda. La mejor manera de saberlo es preguntarnos a que altitud estamos, pues la lavanda no se encuentra por debajo de los 800 metros, por lo tanto estaremos frente a lavandín o a espliego.

 

Lavandin

A nivel terapéutico, es el aceite esencial de lavanda el que tiene más valor sin lugar a duda. Sin embargo tanto el aceite esencial de espliego como el de lavandín nos ofrecen propiedades muy concretas y muy interesantes. Por ejemplo el espliego es un maravilloso rescatador en caso de picaduras de insectos (mosquitos, avispas, tábanos, escorpiones, etc.) o mordeduras (serpientes, medusas). Es un anti-veneno natural muy potente. También es ideal para tratar quemaduras de todo tipo.

El lavandín por su parte es un excelente descontracturante muscular, favorece la comunicación y es muy útil para tratar cualquier trastorno del sueño. La lavanda tiene fama de “panacea”. ¡Sirve para casi todo! Es, sin dudar, el aceite esencial que debe estar en todos los hogares.

 

Espliego

PERO HAY MAS LAVANDAS… EL SECRETO ESTÁ EN NO LLAMARLE ‘LAVANDA’ A LA FAMILIA, SINO USAR SU NOMBRE CORRECTO: LAVÁNDULAS. Y entre las lavándulas está la lavanda (lavanda o espígol ver), el espliego (espígol), el lavandín (lavandí), el cantueso o tomillo borriquero (cap d’ase), la alhucema rizada (espígol retallat), alhucema (barballó) o la alhucemilla (espigolina)…

De todos modos, llamarle lavanda o espliego a cualquiera de estas plantas, según la tradición popular… también es correcto!

Etiquetes: ,
Categoria:

Comentaris

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *